lunes, mayo 16, 2005

Universidad de los Andes: amor, honor y juventud

Encuentro esto en la página oficial de la Universidad de los Andes:

" Definida como una fundación sin ánimo de lucro de carácter privado, la Universidad de los Andes se ha distinguido por ser una institución de educación superior autónoma e independiente, que propicia el pluralismo, la diversidad, el diálogo, el debate, la crítica, la tolerancia y el respeto por las ideas, creencias y valores de sus miembros. "

Ahora, me pregunto yo ¿qué tiene de pluralista y en qué medida fomenta el diálogo, el debate la crítica y, sobre todo, la tolerancia y el respeto por las ideas, creencias y valores el aucharle un feroz canino a cualquier persona que se aparezca por las calles aledañas a la universidad y que no cumpla con unos, por cierto altisimos, estándares estéticos y de higiene arbitrariamente impuestos por yo no se quién? Todo esto con el agravante de que no se trata de espacios privados sobre los cuales ahí si la universidad o quien sea tiene todo el derecho de dejar entrar a quien le de la gana. Pero no, se trata de calles y aceras que hacen parte del espacio público que es de todos y para el goce y uso de todos. Esto no parecen tenerlo claro las directivas o los encargados de la seguridad del campus quienes, seguramente contagiados por el "paraco style" que hoy en día se impone (ustedes saben, es una universidad de vanguardia) han decidido privatizar unas calles y unos andenes que nadie les regaló. Así las cosas, cualquier pobre diablo con un poco de grasa en su cuero cabelludo, con zapatos sin betún o en su defecto tennis de producción nacional, con una cabellera más abajo de los hombros, con un color de piel cuya tonalidad oscura no obedezca a un puente en peñalisa o cartagena, con alguna camiseta de algún político (menos las de la reciente campaña de Uribe), con saco de lana virgen o con jeanes agujereados (que no sean marca Diesel) mejor que no se aparezca por el sector comprendido entre las calles 18 y 21 y las carreras primera y tercera si no quiere exponerse a un doloroso mordisco de un rabioso can genéticamente modificado en los laboratorios de punta con que cuenta la universidad.
Habiendo ya escrito esto vengo a darme cuenta ahora que he perdido el tiempo. Por culpa de esa tendencia mía a escanear en lugar de rumear los textos no me he detenido en algo clave que me hubiera evitado perder el tiempo en este reniego insulso: está ahí bien claro en el texto que cité, que la universidad "propicia el pluralismo, la diversidad, el diálogo, el debate, la crítica, la tolerancia y el respeto por las ideas, creencias y valores de sus miembros". Ahora entiendo: para que un miembro de la comunidad uniandina (en la que me incluyo) lo reconozca a usted como un legítimo otro en la convivencia es preciso bajarse de 6 paquetes mensuales. Demás interesados: abstenerse.

6 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Estoy muy de acuerdo con el gruñido de Federico. Anoto una anecdota, de una novia que me acompañaba de vez en cuando a mis clases en la Uniandes. Ella provenía de un estrato social muy típico, una clase media muy media, y aunque la ropa que llevaba no era precisamente con la que muchos uniandinos nos cubrimos, su integridad y compostura estaban fuera de toda duda.
De alguna forma los guardias de la Unversidad le solicitaban carnet o tarjeta de visitante con grán frecuencia. A mí ni ha nadie de mis compañeros he sabido que les pidan el carnet dentro de la universidad. Pero a mi novia acompañante sí, a cada ratico.

El entrenamiento para distinguir prototípos de Uniandino de estos guardias debe ser formidable, porque sigo sín entender como diablos se daban cuenta que ella no era una estudiante como los demás.

12:24 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Nicolas, pues facil hombre, usted sabe que a los perros los entrenan para detectar cosas, a los buenos gendarmes de la universidad seguramente les entrenan su canino olfato de perros guardianes para detectar quien es de la universidad, y quien no, a efectos de importunarlo pidiendole "el carne".

Bueno, pero para que nos sirva de consuelo, a estos personajes a veces les fallaba el olfato y se la montaban a quien no les convenia, por lo que los echaban y tenia uno que mamarselos llorando y posando de buenos y sufridos seres humanos en el Consultorio Juridico.

2:04 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Honrosa forma e patear la lonchera. Pero como toda observación de este sujeto, cierta.

11:10 p. m.  
Blogger Kleine Maria said...

A mi me parece que generalizaciones de ese tipo son peligrosas. Creo que el pluralismo y el respeto a las diferencias dentro de la universidad no son simplemente palabras vacías. Comenzando por el cuerpo academico, no todos los profesores son "cerdos capitalistas" y me atrevo a decir que gran mayoria de funcionarios de la universidad son de hecho bastante agradables.
Tampoco es cuestión de "bajarse de 6 paquetes", las facilidades que ofrece la universidad a personas con recursos insuficientes son tremendas. Desde la matricula, hasta el almuerzo, el trasporte y las fotocopias...Si, es un lugar elitista, de eso no hay duda alguna, por algo es una universidad privada, pero eso no justifica que se le muestre como un centro de adoctrinamiento demonizado porque eso simplemente no es verdad.

9:34 a. m.  
Blogger Dick Johnson said...

Abstención. Eso no es una propuesta nueva, es nuestra historia y la que ha elegido presidentes... Como hablar de democracia y abstención al mismo tiempo?.

Al menos quienes impulsan el voto en blanco buscan valer un punto. La abstención ¿cual?.

Un placer leerlos por promover debate. los invito a:

knowyourenemies.blogspot.com a seguir debatiendo

Otros blogs:

dejatuhuella@blogspot.com

theironbell@blogspot.com

5:32 p. m.  
Blogger Daniel Belz said...

increíble... no se decir otra cosa frente a esto. Parece que leyera algo de los años 60s del sur de los estados unidos, y me refiero a lo que hace la uniandes.

Que buen blog
Un saludo grande.

11:57 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home